Posted by on oct 24, 2012 in |

Un jardín adaptado a los rigores del verano, con plantas resistentes a la sequía y de fácil mantenimiento. Las rocallas y aromáticas son las grandes protagonistas de este tipo de espacios, junto con árboles como el olivo o el algarrobo.